Escándalo en bádminton olímpico

Ocho jugadoras de bádminton, incluidas las dos chinas que ostentan el campeonato mundial, podrían ser sancionadas en una audiencia que se convocó la víspera, cuando se les acusó de perder intencionalmente para ubicarse en una llave más favorable.

Ocho jugadoras de bádminton, incluidas las dos chinas que ostentan el campeonato mundial, podrían ser sancionadas el miércoles, en una audiencia que se convocó ante el escándalo desatado la víspera, cuando se les acusó de perder intencionalmente para ubicarse en una llave más favorable del torneo durante los Juegos Olímpicos.

La Federación Mundial de Bádminton informó en un comunicado que acusó a las jugadoras de dobles de China, Corea del Sur e Indonesia, con base en su reglamento de conducta, el cual estipula sanciones para quien “no ejerza el mejor esfuerzo posible a fin de ganar un partido” o “se conduzca de una forma que constituya claramente un abuso o vaya en detrimento del deporte”.

Las jugadoras surcoreanas y su entrenador han enfrentado ya un interrogatorio en la audiencia, que se realizaba en un hotel cerca de la sede del bádminton, en la Arena de Wembley. Esperan todavía el interrogatorio los equipos de China e Indonesia.
Una portavoz de la Federación, Gayle Alleyne, se negó a emitir declaraciones sobre los posibles castigos que se impondrían en la audiencia.

Todas las duplas involucradas debían competir en los cuartos de final el miércoles por la tarde. Los espectadores en la arena abuchearon a las deportistas cuando pareció claro que estaban errando sus tiros en forma deliberada.

La agencia noticiosa oficial china, Xinhua, citó a un vocero no identificado de la delegación de ese país, quien dijo que la delegación toma en serio el caso y ha abierto su propia investigación.

El presidente del Comité Olímpico Internacional, Jacques Rogge, visitó el martes la sede del bádminton, pero se había marchado cuando ocurrieron las jugadas controversiales. El COI informó que permitirá que el organismo regulador del bádminton se encargue de este caso.

“Tenemos plena confianza en que la federación dará los pasos necesarios”, dijo el portavoz del COI, Mark Adams. “Ellos tienen la experiencia para lidiar con casos semejantes”.

Los equipos consideraron que la causa principal del problema fue la implementación de un formato de “todos contra todos”, en vez de partidos de eliminación directa. En este formato nuevo en el bádminton olímpico, una derrota puede derivar en un partido más fácil en la ronda siguiente.

El martes, las jugadoras chinas fueron acusadas de perder un encuentro en forma intencional. Luego, otras duplas se comportaron en una forma similar, al parecer en busca de tener duelos más fáciles en los cuartos de final. En un momento, pareció que todas las contrincantes hacían su mejor esfuerzo por perder el partido.

Las chinas Wang Xiaoli y Yu Yang, campeonas mundiales, y sus rivales surcoreanas Jung Kyun-eun y Kim Ha-Na recibieron un sonoro abucheo del público el martes, luego que se dedicaron a estrellar el gallito contra la red y a cometer “errores” increíbles, echando sus disparos fuera de la cancha.

El intercambio más largo en su primer game fue de sólo cuatro golpes. El juez se vio obligado a hacerles una advertencia, y el árbitro Torsten Berg habló con las cuatro jugadoras, sin mucho éxito. En un momento, Berg mostró una tarjeta negra, que suele marcar la descalificación de un jugador, pero el partido continuó.

A la postre, China perdió por 21-14, 21-11 y ambas duplas abandonaron la cancha increpadas por los espectadores.

Fuente: Milenio

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s